Tasación de un cuadro antiguo: óleo sobre lienzo de un San Agustín de Hipona

Por en

Introducción:

En este breve post os quiero dejar algunas claves para la tasación de un cuadro antiguo (más info). El encargo internacional referido a un San Agustín de Hipona, presentaba algunas dificultades como por ejemplo la localización actual de la obra o intervenciones pasadas de restauración que pueden dificultar la datación de la obra.

San Agustín de Hipona. Escuela española el siglo XVII.

Servicio solicitado:

El encargo versaba sobre el valor estimado de la obra, por tanto, el estudio se ha centrado en los ítems más importantes para la tasación de una obra antigua:

  • Por un lado, hay se analizó la obra para corroborar la calidad técnica y estilística de la obra. Esto no solamente es el ítems más importante para la tasación, si no que además te da indicios de datación y por tanto de movimiento artístico en el que se ejecutó.
  • En segundo lugar, pero no menos importante, se estudió la posible autoría de la obra objeto de estudio. A partir de conocer datación, estilo, posible escuela, se analiza estilísticamente artistas que pudieran ejecutar la obra. Estas comparativas deben ser absolutamente rigurosas, para dar una autoría plausible.
  • Por último, se analiza el estado de conservación que presenta la obra en la actualidad. Este ítem, en este caso no es determinante, ya que la obra presentaba un estado de conservación bastante digno teniendo en cuenta la datación estimada.

Iconografía:

La iconografía de esta obra es muy interesante, por el personaje al que se representa, uno de los cuatro doctores de la Iglesia: San Gregorio Magno, San Jerónimo, San Ambrosio y el propio San Agustín de Hipona. La obra representa una síntesis de los episodios más significativos y enseñanzas más sobresalientes sobre las que escribió este santo, por otro lado fundador de una de las congregaciones religiosas más importantes, Agustinos.

La iconografía e iconología de la obra es muy interesante. El santo se ve (primer plano) en su celda (una vez convertido deja de lado todo lo material y se retira con una pequeña comunidad a su pueblo para llevar una vida austera dedicada a la evangelización) escribiendo y pensativo. Vestido con la saya negra de los agustinos y con los atributos que le son propios de su dignidad eclesiástica:

  • Mitra y casulla ricamente decoradas con bordados de oro y piedras preciosas
  • Báculo
  • Pluma y libro

Los dos episodios aparecen en un segundo plano lejano, usando la perspectiva aérea y a ambos lados de la composición de aspa. En el primero, se representa la Asunción de la Virgen María, tema del que escribió San Agustín. En el segundo, se representa la meditación del santo sobre la Santísima Trinidad, con un supuesto episodio de la vida de San Agustín. «El santo paseando por la playa encontró un niño que hacía un hoyo, el santo le preguntó qué hacía, y el niño que tenía un cubo a su lado, le respondió que estaba sacando todo el agua del mar. Entonces el santo le respondió que eso era imposible. El niño, le dijo que más imposible era entender el misterio de la Trinidad«.

Meditación de la Santísima Trinidad

Resultados del estudio:

Antes de continuar con los resultados de los estudios realizados, debo indicar que se analizan otros ítems, que también son importantes en la estimación de mercado de cualquier obra, ejemplo: iconografía, dimensiones, singularidad de la obra en el contexto histórico pasado y actual, mercado de venta, etc.

En lo referente a la calidad de la obra, en nuestra opinión es un lienzo acorde con la calidad técnica y estilística del momento histórico en el que se creó, que por otro lado es uno de los momentos más brillantes de la historia del arte en España, el denominado siglo de oro. La enorme cantidad de grandes artistas y la extraordinaria demanda de obras devocionales tras el concilio de Trento, generó a su vez, una gran cantidad de pintores que pudieron aprender de grandes maestros y que trabajaron posteriormente por su cuenta.

La atribución más plausible e inequívoca, es la de escuela española del siglo XVII, no se advierten demasiados estilemas que nos puedan llevar a dar una autoría a un artista con total certeza, por lo que, sin que este sea el motivo del servicio contratado se hace una atribución más genérica. En muchos casos, las obras no se pueden atribuir de forma indudable a un autor, menos aún historiadores del arte como nosotros, que atribuimos indudablemente por medios documentales o por análisis de pares.

En cuanto a la datación, hay una pequeña cartela debajo del báculo que indica una fecha plausible atendiendo a los análisis estilísticos y técnicos, se observa un reentelado, craquelado, etc.

Conclusiones:

El valor estimado de la obra se hace tras el análisis de todos estos importantes ítems de valoración. El estudio riguroso de las obras es fundamental para dar un valor de mercado real.

Si usted dispone de obras asimiladas a la que le hemos mostrado, no dude en ponerse en contacto con nosotros, pida su presupuesto sin compromiso. El valor de estas obras a veces puede sorprender a sus propietarios.

Comparte este artículo:
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin